Historias de la surrealidad

Periódico Levante. El Mercantil Valenciano

Suplemento Cultural Posdata. Febrero 2007

Sala Las Aulas. “Apuntes sin itinerario”.Castellón

 

Antonio Gascó

HISTORIAS DE LA SURREALIDAD

Las dos salas de las Aulas acogen la obra, muy significativa e interesante del pintor, Sergi Cambrils que (según creemos) debuta en la plaza con esta muestra. Su pintura muy bien elaborada con una excelente base de dibujo y tratamiento cromático, a base de una elaboración híbrida con técnicas mixtas, es especialmente importante por la fantasía de su composición puesta al servicio de una imaginación desbordada a caballo entre lo surreal y lo quimérico.

Cambrils es un narrador grafico de historias que en una apreciación primera de sus cuadros pueden parecer imposibles, pero luego, valorando el exponente del tiempo sucesivo, pueden tener, incluso, hasta una lógica conceptualización. Lo narrativo y lo plástico se aúnan en la necesidad de hacer coherencia de lo aparentemente incoherente. El gris del dibujo a grafito, se enriquece con la aportación del color que viste de tonos sus relatos, y con la de texturas y tramas, que conceden a sus motivos una riqueza ambiental de posmoderna barroquización. Del mismo modo la ficción aporta figuras, elementos, entornos…concebidos en extraños trances, en los que no falta, incluso un propósito irónico y hasta de intención crítica. La imaginación desbordante del autor desarrolla unas escenas en las que el grafismo de la ilustración contemporánea está muy presente. La simultaneidad de los hechos (algo que está muy presente en los postulados surrealistas) sucede de un modo antojadizo alucinando al espectador por su muy atractivo y plural delirio de imágenes. Merece la pena llegar a convertir el relato pictórico en una propia historia según la personal lectura de cada uno.

Hay en su planteamiento un cierto propósito cíclico, a modo de capítulos de una historia unitaria, que el artista imagina, partiendo de sus genuinas vivencias, saltando desde estribo al latifundio de un territorio inverosímil.